facebooktwitterpinterestlinkedinfacebooktwitterpinterestlinkedin
Dentro de nuestra serie de nuevas tendencias (Conocer el barrio y Home Staging Virtual) hoy queremos hablar del uso de las redes sociales para la venta de una vivienda. Hemos conocido unas iniciativas muy originales: vender una vivienda a través de un blog o vender tu casa utilizando las redes sociales. Nos han gustado mucho estas ideas que resultan muy creativas y esperamos que estos ejemplos te puedan servir de inspiración.

No podemos insistir en ello suficientemente, para vender una vivienda ya no basta el poner el cartel “se vende” en la fachada. Hay que destacar la vivienda, intentar que resalte de la oferta de todas las demás. Se pueden aplicar los servicios de Home Staging, pero hay muchas otras formas de hacerlo.

Hoy en día, muchos compradores de vivienda empiezan su búsqueda orientándose online. Seguramente con una visita a los portales inmobiliarios, o leyendo revistas online, blogs, tweets etc.; acudiendo en definitiva a todo aquello que te pueda ayudar en encontrar la casa que buscas a un precio razonable.

Tienes que recordar que, como vendedor, has de usar todos los posibles canales conjuntos pues fortalecerá y optimizará mucho tus esfuerzos para vender tu casa. Aparte de Twitter o Facebook, puedes también pensar en canales en YouTube, Flickr o Picasa. Estos foros, cada uno con su propio púbico y su propio perfil, pueden ser útiles para publicar más detalles de una vivienda. O escribe un artículo sobre tu casa en grupos especializados en LinkedIn. Cuanto más salga el anuncio en distintos redes, más alto será su ranking en Google y más fácil que a un comprador potencial le llame la atención.

Piénsalo como una campaña de marketing online hecha a medida para tu vivienda. La buena preparación es esencial: averigua qué palabras claves se usan en la búsqueda y úsalas en la descripción del anuncio, o incluso en el título de un blog sobre la vivienda. Si es preciso, cuenta con la ayuda de un profesional; hay muchas empresas especializadas en el posicionamiento de estas palabras claves (“SEO”).

Adicionalmente, cuando estés anunciando tu vivienda, recuerda que no bastará mencionar tu casa una sola vez en un Tweet, sino que deberías contarle al comprador potencial una pequeña historia personal sobre tu casa. No hace falta que se trate de una descripción muy extensa, pero el ofrecer al menos unos detalles originales o unas experiencias personales te ayudarán mucho. Con ello conseguirás despertar en la imaginación del comprador el interés por la vivienda.

Un buen ejemplo sobre cómo funciona contar una historia de una casa es el siguiente blog http://mimundoenventa.blogspot.com.es

Foto 14A

En este blog se presenta su propia casa con unas fotos, un plano y todo “lo usual”, pero además nos muestra cómo se puede organizar una cenita en la casa, (¡incluyendo recetas!), cuánto tiempo se tarda en llegar al centro de Madrid y se nos dan más datos de la vida cotidiana. Incluso se nos muestra en unos videos cómo encender la chimenea: “la estrella de la casa”. De esta manera, el comprador potencial puede observar cómo es vivir en esta casa e imaginarse él mismo viviendo en ella. Además, todos los muebles de la casa están en venta y la propietaria nos cuenta dónde los ha conseguido o comprado. Nos ha parecido una idea muy original que nos ha llamado mucho la atención.

Otro ejemplo del uso de las redes sociales es un caso australiano, donde consiguieron vender una casa en solo 6 semanas, incluso por encima del precio de venta. Era una colaboración entre el propietario, el agente inmobiliario y una agencia de marketing, utilizando una variedad de redes sociales. Fue un proyecto muy bien preparado, elaborando una estrategia de marketing inmobiliario. Si te interesa saber más sobre este proyecto, aquí puedes leer más sobre la estrategia y aquí puedes ver el blog de esta casa (ambos links en inglés).

Obviamente entendemos que no se pueden vender todas las casas de estas formas – además que se trata de estrategias muy laboriosas – pero sí puedes copiar algunas ideas e ir probando lo que funciona o lo que no funciona para tu casa. Ofrecer tu casa en las redes sociales puede marcar la diferencia entre vender o no vender.

Me encantaría leer tus comentarios: ¿Qué te ha parecido?

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Por favor espera...

Quieres recibir nuestras novedades?

Introduce tus datos