Trucos para vender tu casa a los compradores jóvenes

Trucos para vender tu casa a los compradores jóvenes

facebooktwitterpinterestlinkedinfacebooktwitterpinterestlinkedin

El comprador joven domina el mercado inmobiliario
Las reglas del juego han cambiado. Si hace unos años los potenciales compradores tenían que coger números para poder visitar una casa, ahora el vendedor tiene que ponerse las pilas para poder atraer potenciales compradores. En un mercado dominado por el comprador, y no el vendedor, este último y su asesor inmobiliario tienen que hacer todo lo posible para poder destacar la vivienda del resto.
No es una tarea imposible, pero si hay que trabajarlo. Ya lo hemos explicado en artículos anteriores; hay que planear la venta de una vivienda como si fuera un proyecto y pensar antes de actuar; dirigirte al comprador potencial , organizar y limpiar, despersonalizar y “des-decorar” tu casa y por último sacar buenas fotos. Luego, por supuesto, tienes que buscar un buen agente inmobiliario que realmente comercialice tu inmueble. En resumen; presentar tu casa de forma óptima, aplicando técnicas de marketing inmobiliario, conocido por el nombre de Home Staging.
Pero hay otra razón por la que vale la pena ponerse las pilas o incluso contratar a un profesional de Home Staging a la hora de vender tu casa. Si miramos más específicamente al perfil de los compradores, resulta que en España 63% de ellos son personas que tienen menos de 35 años. De este grupo casi el 76% busca su primera vivienda y el 94% lo busca como primera residencia. Estas cifras nos dicen que el mercado inmobiliario hoy por hoy está dominado por el comprador joven, comprando su primera vivienda para vivir. En nuestra opinión, esto pueden ser buenas noticias. Te explicamos el por qué:
El proceso de comprar una casa es un proceso emocional; te enamoras de una vivienda porque te resulta fácil imaginarte vivir en ella. Para un comprador joven, que compra por primera vez, esto aplica todavía más. Quizá se esté independizando, vaya a vivir con su pareja o se trate de recién casados. En cualquiera de estos momentos vitales, la ilusión por comprar una casa será tremenda. Son momentos inolvidables en la vida de cualquiera. En una casa atractiva será mucho más fácil imaginarse viviendo y dar este salto a una nueva vida.

Foto 5A

Además, el estilo de decoración ha cambiado mucho en los últimos años. Hoy por hoy la tendencia en interiores es destacar la luz, con colores ligeros y una decoración más descargada (o incluso minimalista). Una casa preparada para la venta de tal forma, dirigida a un público más joven, puede apelar fácilmente al futuro joven propietario de tu casa, porque se puede imaginar viviendo allí.
En el caso de que estés vendiendo en este momento tu vivienda o estés pensando en poner tu casa a la venta, ¿cómo puedes aprovecharte de esta información? Entra en tu casa y mírala con el ojo de un comprador joven; ¿Qué es lo que le gustaría? ¿Qué es lo que no le atraería de tu casa? Invita a gente joven de tu entorno y hazles las mismas preguntas. Finalmente, pon en práctica sus consejos y prepara tu casa para una venta exitosa. O pide la ayuda de un profesional.
Prepara tu casa para la venta pensando en los compradores de hoy. Fácilmente puede ser la diferencia entre vender o no vender.

Fuente: http://www.slideshare.net/Basicohomes/perfil-comprador-saln-de-la-vivienda

Ver publicación en Idealista.com

¿Quién es el comprador potencial de mi vivienda?

¿Quién es el comprador potencial de mi vivienda?

facebooktwitterpinterestlinkedinfacebooktwitterpinterestlinkedin

¿Por qué no utilizamos más técnicas de marketing a la hora de vender nuestra casa? En cualquier curso de marketing y ventas, te dirán lo importante que es poner al cliente en el centro de todo, a la hora de vender tu producto. Este principio también es aplicable para la venta de tu casa. Antes de poner la vivienda en el mercado es fundamental pensar en tu público objetivo; ¿Quién podría comprar la vivienda? ¿Una pareja mayor? ¿Quizás gente más joven? ¿Estudiantes? ¿Incluso puede encajarle a un soltero? ¿O es tu vivienda idónea para una familia con niños pequeños o con adolecentes?

Investiga casas comparables en tu barrio que hayan sido vendidas recientemente: ¿qué tipo de comprador puedes encontrar?, ¿Qué características tiene tu casa o tu barrio, que resulten ideal para este perfil de comprador? Las respuestas a este análisis te pueden ayudar a vender tu casa antes y a mejor precio. Es importante pensar en quién es tu comprador, para que tu vivienda apele al comprador potencial y por esta razón hay que presentar bien la vivienda. Para conseguirlo, tienes que tomar en cuenta dos cosas: (1) la decoración y estilo de la vivienda y (2) definir cómo enfocar los cuartos.

La decoración y estilo de la vivienda – Aunque parece extraño, la presentación de los muebles es muy importante en la primera impresión que causa la vivienda, pese a que el comprador potencial compra la casa y no sus enseres. Se aconseja siempre utilizar una decoración neutra para que atraiga el mayor número de interesados. Sin embargo, conociendo tu público podrías optar por detalles más juveniles o mejor más clásicos. Poner la mesa para una sola persona o bien enseñar como una familia grande puede aprovechar el espacio, son ejemplos sencillos que funcionan.

Definir cómo enfocar los cuartos – para una venta exitosa y por lo tanto, una presentación que llame la atención de muchos interesados, es importantísimo que cada cuarto tenga su propia función. Presenta un dormitorio sólo como un sitio para dormir, no dejes la bicicleta estática o los juguetes de los niños. Si tienes varios dormitorios, lo lógico es destinar el más grande como dormitorio principal. Los demás cuartos pueden ser dormitorios para niños o bien una sala de estar para adolescentes o un despacho. Dependiendo del público objetivo también podrías enfocar una estancia como librería, como un sitio dónde los niños puedan jugar o incluso como un gimnasio.

Para ilustrarlo nos gustaría mostrarte la diferencia entre usar muebles antiguos y usar muebles más modernos.

La primera foto transmite la sensación de tratarse de una casa anticuada, una casa que hay que reformar y en la que es necesario invertir mucho dinero. En cambio, la foto del después te invita a visitar la casa. Transmite tranquilidad y una sensación de bienestar. En este caso hemos cambiado únicamente los muebles y los detalles de la decoración, sin cambiar el suelo; ni siquiera hemos pintado la habitación.

Casi nunca hace falta cambiar todos los muebles, un profesional te puede hacer muchas otras recomendaciones basadas en tus propios muebles y aptas para todos los bolsillos.
Enfocarse en el comprador potencial y adaptar tu casa forma parte de una técnica de Marketing Inmobiliario que se llama Home Staging. El Home Staging va más allá de simplemente cambiar el color de las paredes y poner cosas neutras. Siempre tiene el fin que tu casa resalte mucho más que la de la competencia y se destaque del resto. Combinándolo con un precio de mercado, tu casa se vende en tiempo record.

Adapta el estilo de la vivienda al público objetivo y verás cómo funciona. Fácilmente podría ser la diferencia entre vender o no vender.

¿Qué opinas de este artículo? Nos encantaría leer tus comentarios

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Por favor espera...

Quieres recibir nuestras novedades?

Introduce tus datos